• Portada
  • >
  • Textos
  • >
  • Año 1831 - Cyliani, la Formación de Planetas: El Cometa!
  • Año 1831
    Cyliani, la Formación de Planetas: El Cometa!

    Los antiguos no eran tan estúpidos como algunos quieren pintarlos hoy en día, por motivos oscuros.

    Hace unos cuantos años los científicos clamaron que habían descubierto de qué forma se gestan los planetas… El cometa! Descubrieron que los cometas están hechos de agua congelada y de tierra.

    Pues para los antiguos, esto hubiera sido una noticia insípida, evidente. Pruebas es, este extracto escrito en 1831 por el alquimista llamado Cyliani:

    Cyliani, la Formación de Planetas: El Cometa!“Represéntate un espacio de una extensión casi sin límites en el que flota el sistema de los mundos, compuesto de soles o de estrellas fijas, de nebulosas, de cometas, de planetas y de satélites, nadando en el seno de la eternidad o de un sol de luz divina, cuyos rayos no tienen límites, y tendrás una ligera noción del conjunto del universo, así como el mundo finito y del que es infinito.

    El sistema de los mundos y el Eterno, o el sol de luz divina, son del mismo origen, no han tenido comienzo alguno y no tendrán final. Los ligeros cambios que experimentan ciertos globos no cambian nada al orden del universo.

    La voluntad del Eterno o del Espíritu creador, puede intencionalmente lanzar una nebulosa en el espacio; ésta, partiendo de la tangente, al recorrer el espacio sufre la ley de la atracción de un sol al que ella se aproxima, y acaba por describir una elipse muy alargada de la que los dos focos son determinados por la acción de dos soles; entonces forma un cometa, pero al cabo de un lapso de siglos acaba por ceder a la atracción más fuerte de uno de los dos soles, regulariza su curso, y acaba por formar parte de su sistema, girando alrededor de él; después al cabo de un cierto número de siglos, su punto luminoso que deviene el fuego central de este globo , que deviene él mismo, en una época muy remota, un planeta habitable cuando ha tomado una consistencia metalífera, y hace nacer en su superficie los elementos necesarios a la vida de los animales apropiados a su naturaleza, tales por ejemplo como el agua, una atmósfera y los vegetales.

    Los planetas pueden, por la fuerte expansión de su fuego central, desgarrarse en diversas partes, las cuales, esparcidas en el espacio, devienen otros tantos satélites, adhiriéndose a la atmósfera de actividad de otro planeta.

    Un cometa, que ha sido en primer lugar una nebulosa, puede por su acción, al aproximarse demasiado cerca de un planeta, elevar sus aguas, dar lugar a un diluvio bajando o elevando su eje, lo que cambia el lecho de los mares, saca a la luz lo que está cubierto por las aguas, y sepulta por los siglos bajo los mares las comarcas habitadas, recubriendo con el limo de los mares los despojos de los animales y de los vegetales amontonados los unos sobre los otros.

    Pasando otro planeta por la cola de un cometa, puede éste último inflamar su atmósfera y destruir no solamente todos los vegetales, sino también los animales, y hacer de este mismo planeta una vasta tumba. En fin, un cometa, por su acción demasiado grande, puede, al aproximarse demasiado cerca de un planeta, provocar una perturbación en una atmósfera capaz de modificar la existencia animal y vegetal, e incluso de destruirla. He aquí las únicas modificaciones que experimentan los globos, más nada se pierde por ello en el mundo. Aunque estos globos fuesen reducidos a átomos, estos últimos, por la ley de la atracción, acabarían por formar un todo o un nuevo globo.

    Las diversas especies de animales que parecen haber existido sobre la tierra en épocas bien alejadas las unas de las otras, son el hecho de la creación a la que ha dado lugar el Espíritu Creador. Más todos los seres que pasan por ella, aparecen en épocas más o menos distanciadas las unas de las otras, al término de las grandes catástrofes que experimenta la tierra.

    Los soles, los cometas y los diversos globos, son otros tantos seres de una naturaleza particular, que se encuentran en particular regidos por un espíritu, pues la jerarquía universal es infinita. El Eterno es de un orden bien por encima de estos espíritus, estos últimos son como sus ministros, y los globos como sus sujetos, sometidos a la dirección de estos mismos ministros.

    Todo lo que existe en el universo de material o de físico, es puramente mineral; los gases mismos lo son; toma nota de esta confesión.

    El hombre es un compuesto triple; su cuerpo o su forma está animado de un alma: esta es la reunión de diversas fuerzas, con la ayuda de las cuales el espíritu rige su forma o la materia. El alma es dirigida por el espíritu celeste, que es una emanación de la acción divina, y en consecuencia imperecedero.

    El hombre no perece jamás sino por lo que respecta a su forma: entonces el espíritu, al que el alma sirve de lazo o de envoltura, se separa de ella, y su forma, privada del espíritu vital celeste, es librada a la reacción de sus principios constitutivos. El espíritu y el alma viven entonces espiritualmente, buscando los centros que les convienen, y al cabo de un cierto tiempo el hombre, o el ser, o el espíritu, o la vida espiritual, que va perfeccionándose siempre, se separa de su alma o de su envoltura gloriosa, para regresar a su universalidad, lo que hace que el hombre muera dos veces, es decir, cambie dos veces de forma.

    Pero el hombre, o el espíritu, vive eternamente. Según mi relato, no pueden dudar ahora de la inmortalidad del alma.

    He aquí todo lo que me es permitido enseñarte aquí para satisfacer tus deseos.”

     

    Cyliani - HERMES DESVELADO

    Año 1831

    Para Libro completo: http://www.venerabilisopus.org/es/libros-samael-aun-weor-gnosis-sagrados-espiritualidad-esoterismo/pdf/200/285_cyliani-hermes-desvelado.pdf

     

    Presentado por VenerabilisOpus.org

    .


    Venerabilis Opus recomienda

    Venerabilis Opus es una fuente gratuita de Conocimiento gracias a un trabajo voluntario. Apoya a esta Obra para que siga creciendo, y que llegue a aquellos y aquellas que no le tienen acceso ¡Gracias!